7 jun. 2013

pollo empanado a la italiana

Resulta que no soy la única en casa que se ha viciado a Masterchef. De hecho, lo que ha pasado es que toda la familia (tíos, primos, abuela, etc) se han enganchado tanto al programa que hemos organizado a través de Whatsapp una especie de edición amateur del programa.



Cada semana (todos los viernes) tenemos que presentar un plato que cumpla con los requisitos que nos impone mi tío Pedro, que hace las veces de Eva González. Todos los que queramos participar mandamos nombre y una foto de nuestro plato por privado, y mi tío Pedro los presenta todos en el grupo común. Entre él y mi abuela deciden el mejor plato y compartimos nuestras recetas. ¿A que somos una familia apañada?

Hoy es "el primer episodio" del Masterchef Familiar y este es mi plato. Los ingredientes de la prueba eran (para empezar facilito) pollo, queso y huevo. ¡Espero que os guste! No es muy de alta cocina, pero está sabrosísimo :)

Ingredientes (para 4 personas):

    • 3 pechugas de pollo
    • 2 mozzarellas frescas
    • 1 huevo
    • pan rallado para empanar
    • 200 ml tomate triturado
    • 1 chorrito de aceite
    • 1 cebolla picada
    • 1 diente de ajo picado
    • 1/2 cucharadita de albahaca seca
    • 1/2 cucharadita de orégano seco
    • 1 puñadito de nueces picadas (o piñones)
    • hojas de albahaca para decorar 


Paso a paso:
Sofreímos el ajo y la cebolla en aceite a fuego medio-alto hasta que se pochen bien. Añadimos el tomate triturado y las especias, y dejamos cocinar a fuego medio-bajo durante 10-15 minutos. Apartamos del fuego y dejamos reposar. 
Limpiamos las pechugas y las cortamos en 4 o 5 trozos cada una. Las empapamos en el huevo batido y las empanamos. 
Precalentamos el horno a 200ºC. 
En una segunda sartén, calentamos un poco de aceite y cocinamos las pechugas empanadas durante 2 minutos por cada lado, o lo suficiente para que queden crujientes por fuera pero crudas por dentro. 
Añadimos las nueces picadas a la salsa y vertemos un poquito en un recipiento para horno. Colocamos los trozos de pechuga de pollo de forma que entre trozo y trozo siempre haya salsa.  
Cortamos en rodajas la mozzarella y la colocamos sobre el pollo cubierto de salsa. Horneamos durante 20 minutos y después 2 minutos más con grill. 
Sacar, dejar reposar diez minutos y servir con unas hojas de albahaca para decorar.


No sé si ganaré porque no es muy "alta cocina", pero es increíblemente sabroso. Os propongo que lo hagáis pronto, antes de que el calor llegue para quedarse.

Ciao a tutti!

No hay comentarios :

Publicar un comentario

¡Muchas gracias por pasaros por aquí! Vuestros mensajes son lo que alimentan este blog, así que comentad lo que queráis: dudas, opiniones, piropos... ;)

¡Un besote y gracias por la visita!